Recomendados

sábado, 21 de agosto de 2010

IDA TALAVERA - PUEDES PONERLE UN NOMBRE, ... Y SE LLAMA y POESÍAS / Fuente: VOCES FEMENINAS EN LA POESÍA PARAGUAYA. Edición de JOSEFINA PLÁ.


PUEDES PONERLE UN NOMBRE, ... Y SE LLAMA,
ENMASCARADO y ANDUVE CAMINANDO
Poesías de
IDA TALAVERA
(Enlace a datos biográficos y obras
en la GALERÍA DE ARTES del
www.portalguarani.com )

.
PUEDES PONERLE UN NOMBRE
Puedes ponerle un nombre,
tú que lo sabes todo,
a mí, ya no me importa.

He soltado los remos
y voy a la deriva,
no me importa si hay playas
o puertos que me esperan,
o dunas solitarias,
o cantos de sirena.

Me voy con estas manos
vacías, sin estrellas,
no llevo nada, nada,
ni brújula siquiera;
he olvidado los mapas
y perdí los caminos,
ya no tengo una meta
ni me importan las rutas,
que bifurcan sus brazos
acercando las vidas;
he soltado los remos
y voy a la deriva.

... Y SE LLAMA
Ven
y contemplemos juntos
los ojos que nos miran desde el cielo.
Cuántos ojos contemplan este suelo
donde tú y yo naufragamos
lentamente,
tú en tu propia soledad,
y yo en la mía.

Y este fluido extraño que desciende;
¿de dónde viene, de dónde?...
Se desliza en mi piel;
mi corazón se enciende,
como lámpara mágica en la noche
y hay algo que me muerde,
que se hunde en mi alma,
que me pierde irremediablemente,
que me sensibiliza,
es algo que me envuelve
como leve fragancia
que amasaran los vientos,
y se llama nostalgia.

ENMASCARADO
Es triste tu existencia,
oh enmascarado.
Y tras la geografía de tu rostro
donde tus labios ríen,
y mienten,
y blasfeman,
está tu alma llorando
desamparada y sola,
sola como la nube
que se confunde en otra.

Es triste tu existencia,
oh enmascarado.
Triste porque no puedes
gritar lo que te hiere,
lo que en ti se retuerce,
se desgaja y se muere.

Porque nadie comprende
tu paisaje, tu mundo,
ese pequeño predio
que es solamente tuyo,
y está desamparado
desamparado y solo,
como tu propia vida,
oh enmascarado.

ANDUVE CAMINANDO
Anduve caminando
sin antorcha en la noche,
yendo y viniendo
más allá de las ruinas.

Anduve caminando cerca
del estupor
del escombro y del miedo.

Todo estaba desierto
y dormido en su lecho;
silencioso el océano,
apagado mi leño.

Regresé
bordeando las márgenes
del tiempo,
apretando a mi pecho
las corolas del sueòo.

Anduve caminando
más allá de las sombras
del silencio infinito.

Mi boca amordazada
fue madurando en gritos.
.
(De ESTO DE ANDAR, 1966)

.
Fuente:
VOCES FEMENINAS EN LA POESÍA PARAGUAYA.
Edición de JOSEFINA PLÁ.
Colección Poesía, 7
© Josefina Plá.
Alcándara Editora.
Se acabó de imprimir el 28 de setiembre de 1982
en los talleres gráficos de Editora Litocolor ,
Asunción, Paraguay (162 pp.).
.
Visite la
GALERÍA DE LETRAS
Amplio resumen de autores y obras
de la Literatura Paraguaya.
Poesía, Novela, Cuento, Ensayo, Teatro y mucho más.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada